Lidiar con las mañanas pesadas y de pereza

A quien no le ha pasado tener que pasar esos momentos en las primeras horas del día, más que nada en las grandes ciudades como Madrid Y Barcelona es donde el ajetreo hace que el estrés de las personas suban a los niveles más altos que provocan malestares, dando como resultados al día siguiente las pocas ganas de seguir con nuestras vidas, como que todo en la vida es tan rutinario que ya quitan las ganas de seguir adelante.

Al menos en mi caso esto me suele pasar cuando lo cotidiano se hace tan repetitivo, no solo con cosas buenas, sino también con cosas que pueden resultar frustrantes, para ello tengo que recurrir a alguna de mis “técnicas secretas” para ponerme las pilas y seguir adelante.

Siempre que veo que el día da para largo (normalmente son los días entre medio y finales de cada semana), una taza de café hace que los ánimos vuelvan a levantarse para seguir con el día, aunque personalmente no recomiendo el consumo excesivo del mismo.

Mientras estas en el coche, muchas toca estar en esperas largas en las principales avenidas de la ciudad, en tremendo atasco y pero si es un día soleado, pero en el caso de las mañanas vale ser acompañada de  buena música que retrase el agobio y hace que las horas pasen rápida mente, un programa que tenga toques humorísticos y a la vez que te resulte entretenido, acompañado de buena música vendría bien, yo suelo escuchar Europa FM, mi programa favorito siempre solía ser Levántate y Cardenas dirigido por Javier Cárdenas, un personaje mediático muy famoso aquí  en España, aunque claro, más que nada suelo escucharlo al levantarme y prepararme para ir al “curro” (trabajo, labores), ya de lo que va en el camino sigo con la misma música que me disponen.

Otra de las formas de evitar el estrés es quitar el teléfono móvil, dado que si recibo llamadas es algo más desesperante, peor aún si se trata de tener que estar en algún lugar en una hora y exigen tu presencia, y estar recibiendo llamadas no es algo que pueda mejorar la situación.

Y es de estas maneras como suelo contrarrestar los días aquellos que suelen resultar un tanto complicados.

Deja un comentario